miércoles, 8 de agosto de 2007

Letraheridos

Cuando estrecho a una mujer entre mis brazos, me doy cuenta perfectamente que en ese momento sigo haciendo literatura. Digo tal palabra porque debo decirla y porque es literatura. Hasta en ese momento me es imposible ser natural.

(Jules Renard. Diario. Trad. Antonio Dorta.
Buenos Aires, Espasa-Calpe Argentina, 1952)